En todos los puestos de control de frontera del país, se cuentan con protocolos establecidos para garantizar la seguridad de todos aquellos que visitan el país. Se realizan controles de temperatura a todos los que ingresan y un seguimiento vía telefónica por parte del Ministerio de Salud.